Nader y Simin, una separación

Author: Hutch / Etiquetas: ,


El cine, para Alfred Hitchcock, no era un trozo de vida, sino un pedazo de pastel. En este sentido, Nader y Simin, una separación (Oso de Oro en Berlín 2011) del iraní Asghar Farhadi, no haría las delicias del goloso genio británico; sin embargo, hay sabiduría narrativa -con calculadas elipsis- y de caracterización de los personajes -sobre todo destaca la falta de maniqueísmo, vicio éste muy extendido en el cine americano-. Una fotografía fría, una puesta en escena seca, pero bien planificada, dan la sensación de asistir a la vida diaria de una familia de clase media en Irán. Los juicios no tienen desperdicio: sin abogados, todo al arbitrio del juez, que debe escuchar a las partes cómo se enzarzan en peleas e incluso le supliquen clemencia. Una secuencia inicial con plano fijo, a pesar de la dichosa cámara al hombro tan de moda, ya dan las claves de todo el film y del abismo irreconciliable entre los cónyuges (el drama de la separación, que da título a la película: sufrimiento callado de la hija y ese plano final con los títulos de crédito, en el juzgado y ellos dos ya irremisiblemente distanciados). Y la religión tan presente en la vida de los iraníes, condicionando el comportamiento de muchos de ellos.

2 comentarios:

LU dijo...

A mi me ha gustado bastante. Transmite sensaciones cotidianas. La relación de Nader con su padre, el descubriendo que va haciendo su hija sobre las mentiras o verdades a medias, esa forma de sufrir en silencio. Esa mujer que consulta si es o no pecado ayudar al anciano, y que después es incapaz de mentir a favor de su propia familia, por ese miedo a la religión y sus temibles castigos. Ese cuarto donde se celebran los juicios, con esos pasillos atiborrados de gente que espera (sin alterarse). Ese juez y todo lo que hace y deshace es fantástico.
La siento como una historia sincera, que no manipula, muestra.


Coincidencias, pocos días después tenía la oportunidad de ver otra película iraní, Nadie sabe de gatos persas, que, aunque muy diferente a ésta, también me sorprendió y agradó.

Dejo mi enlace por si te apetece echar un vistazo

http://tartarugamxica.blogspot.com/2011/11/nader-y-simin-negar-y-ashkan.html

Un saludo

LU

Angelus dijo...

LU, a mí también me ha gustado, y mucho, de hecho es lo mejor que he visto últimamente, y eso que prefiero otro tipo de cine, más en la línea de lo que comentaba Hitchcock. Gracias por tu visita.