Técnica búlgara para Chopin: Ludmil Angelov

Author: Angelus / Etiquetas: , , ,


Ya he dicho en alguna ocasión que no soy entendido en música clásica. Empecé a aficionarme un poco con la asistencia a la Filarmónica de Varsovia y los conciertos ofrecidos por la Orquesta Nacional de Polonia bajo la batuta de Antoni Wit; sin embargo, sé apreciar cuándo una orquesta o intérprete hace bien su trabajo; en este sentido, para reforzar mi autoestima musical, fue gratificante hace poco escuchar de propia voz al director polaco Michał Nesterowicz  que la Orquesta Sinfónica de Sevilla no había estado muy concentrada en su labor durante el Concierto para piano nº. 1 de Chopin, ofrecido en el Teatro de la Maestranza de Sevilla el 19 de mayo; eso, más o menos, es lo que yo había apreciado.

El maestro Ludmil Angelov, residente en Toledo, donde da clases en el Conservatorio, ha ido interpretando a lo largo de este año la integral de Chopin en Sevilla, para conmemorar su aniversario. He asistido a dos actuaciones, amén del concierto antes citado en el que él mismo era el solista. Las críticas en revistas y blogs especializados, así como la de virtuosos como Stefan Zygadło -miembro de la orquesta sevillana-, inciden en que Angelov domina la técnica pero le falta sentimiento. Yo hasta ahí no puedo llegar, lo que sí he observado es el poderío de su arte, la precisión de las interpretaciones y la carencia, positiva, de efectismos. En las tres ocasiones, he visto a un público entusiasmado y a un maestro ofreciendo varios bises.

A la finalización de la segunda actuación, nos acercamos al camerino para felicitarle y que nos firmase su disco sobre Chopin (Gran Premio del Disco Frédéric Chopin de Varsovia en 2002); estuvo amable y predispuesto.

2 comentarios:

Licantropunk dijo...

De clásica, cero. Enhorabuena por tu oído y por tu autógrafo.
Saludos.

Angelus dijo...

Licantropunk, gracias, pero nunca me he preciado de buen oído: de pequeño me discriminaban en el colegio porque nunca era capaz de "dar la nota" correcta; eso sí, me encanta la música y disfruto con ella como con pocas cosas. Saludos.